MENÚ
  • Música
  • Biblioteca
  • Ludoteca
  • Instrumentos
  • Promociones
  • Recursos
  • Noticias

Unas palabras de Marina Murtagh y Silvina Cañoni

  • Jun 05, 2014

  • Escrito por: entremusicas

  • Publicado en: ROOT

  • Lecturas: 1573

  • Comentarios: 0

Queremos que hoy conozcas a quien está detrás de "Palmas, palmitas", un trabajo dedicado a los bebés y niños pequeños. 

Marina Murtagh, es maestra desde el año 1986 en las llamadas Escuelas Experimentales o Pedagógicas, (dependientes del Instituto Speroni de City Bell). Escuelas en las que  la música, así como la pintura, están presentes en la tarea cotidiana... Marina nos cuenta que todos los días al final de la jornada, cantan en una gran rueda que reúne a todos los alumnos y maestros. Habiendo estudiado flauta traversa,  desde el 2006 además, está especializada en estimulación temprana y trabaja desde ese momento con niños muy pequeños y con chicos especiales. Actualmente se desempeña en una escuela Experimental y en un Centro de día con chicos con discapacidades severas, con parálisis cerebral.

Para su proyecto "Palmas, palmitas", convocó a Silvina Cañoni, integrante de Fulanas Trío (Música Sudamericana), directora de coros desde el año 1997, docente de la Cátedra de Introducción a la Ejecución Musical Grupal de la Facultad de Bellas Artes de la UNLP (desde el año 1996) y Maestra y Prof. de Música en distintos niveles en primaria y secundaria, en la Escuela Municipal Experimental de Barrio Jardín de La Plata.

¿Cómo nace Palmas, palmitas?

Marina: Quise difundir parte del material que logré reunir para los talleres, también con la idea de que los chicos y sus padres tuvieran las canciones en sus casas.Grabamos el CD con Silvina, quien además de música, docente, directora de coros, es amiga y compañera de trabajo e invitamos a grabar a otros músicos amigos.

Silvina: Cuando Marina me invitó a ser parte de Palmas Palmitas, enseguida supe que quería hacerlo  por distintas razones. Pensar en grabar un CD de canciones para pequeñitos con una compañera amiga música, con quien tenemos criterios comunes, muy buen entendimiento y una linda andanza en la coordinación del ensamble de niños de la Escuela de Barrio Jardín de La Plata… no me faltaron motivos.

¿Hay canciones tradicionales, canciones de todo el mundo... qué influyó a la hora de seleccionar las canciones para el cd?  
Marina: Son, en su gran mayoría, canciones tradicionales. Estas canciones son tesoros que la humanidad resguarda a salvo de las modas y transmiten un mensaje independiente de las circunstancias personales. Muchas son venidas de otros países y cantadas en inglés, portugués, francés, iroqués, ghanés. Los chicos se abren con gusto a oír otros idiomas. Y son, también en su mayoría, juegos y rondas, que son una buena manera de animar a los chiquitos a participar de la música.

Son pocos los trabajos dedicados a niños tan pequeños¿Qué respuesta van teniendo de sus pares docentes o padres sobre Palmas, palmitas?

Marina: Es un trabajo que gusta e interesa. Los hermanos mayores también se entusiasman compartiendo las canciones y los juegos con los más chiquitos.

Silvina: Viene siendo muy linda la respuesta que vamos recibiendo tanto de los padres como de maestros y músicos.

Ya que ambas se desempeñan como docentes... ¿qué sugerencias podrían hacerle a alguien que recién se inicia en la docencia musical?

Marina: Fundamentalmente que disfrute de lo que hace y que respete a todos sus alumnos, la música, como todas las artes, es altamente valiosa para todos, independientemente de la facilidad que cada uno tenga en aprender.

Silvina: El tener bien presente la importancia que tiene para el niño el Maestro. Bellas canciones, bellos momentos.

Muchos que comienzan a experimentar en la docencia - incluso docentes ya en ejercicio, no se animan al trabajo con los más pequeños y bebés.. ¿Qué les aconsejarían? 

Marina: Que disfrute, que tenga paciencia, que sepa que las experiencias en esa edad son fundamentales para la vida  y que lea y escuche Palmas, palmitas, jaja!

¿Qué opinión les sugiere la formación musical académica actual? 

Marina: Me parece que hay buena formación y existen muchas buenas escuelas y buenos músicos, pero siento que frecuentemente la enseñanza de la música se asienta en el logro, en la búsqueda del virtuosismo como fin y no como medio para desplegar sin límites el arte musical. La música  debe ser alimento para todos, y no una carrera de obstáculos en la que ganan sólo algunos. Y el músico es un transmisor de cosas profundas, no un equilibrista demostrando las cabriolas de las que es capaz sobre la cuerda de su instrumento.Atahualpa Yupanqui decía algo así: "Con la música quiero alumbrar, no deslumbrar"

Silvina: Hay muchos lugares para formarse, al menos en las grandes ciudades, con valiosísimos Maestros que logran transmitir y potenciar la  riqueza que cada alumno trae.Yo he tenido la suerte de haberme encontrado con profesores así. Entre algunos de ellos, quiero nombrar a Gustavo Samela  (fallecido en 2013), quien fue docente pionero de la Cátedra de Introducción a la Ejecución Musical Grupal de la Facultad de Bellas Artes, a la cual pertenzco desde el año 1996.

¿Hay algún proyecto a futuro cercano relacionado con el libro?

Marina: Por el momento no, pero una nunca sabe!

Silvina: Cuando un CD empieza a andar todo puede ser…!

Conocé y conseguí "Palmas, palmitas" aquí!

Tags:

Dejar un Comentario

Captcha